Destilería checa celebra 5 siglos con visión de futuro

Los productos estrella de la destilería La destilería checa “U Zeleneho Stromu”, una de las más antiguas de Europa, celebra ahora su quinto centenario inmersa en un proceso de modernización que es cuidadoso con la tradición.

Cuando en 1518 el noble principal de la región concedió a 31 propietarios de Prostejov el derecho a destilar, nada hacía presagiar que cinco siglos después la tradición continuaría, y la destilería mantendría el mismo nombre.

Numerosas variedades de vodka, licores de hierbas macerados con recetas preservadas desde tiempo inmemorial, y un catálogo de más de cien productos destilados son los argumentos que presenta esta destilería de Prostejov, al este de la República Checa.

Sus dueños acaban de lanzar el proyecto “Joyas del Viejo Continente”, que tiene por fin mostrar el renombre y tradición de empresas que apoyan marcas centenarias y comparten con la destilería checa una visión de negocio unida basada en la tradición artesanal y la historia.

Los internautas pueden nominar empresas que no deben falta en ese elenco a través de una web: www.palirnauzelenehostromu.cz/en/the-treasures-of-the-old-continent/.

En la selección hay 29 entidades, como la británica Twinings de té; la checo-estadounidense Belda de joyas; la irlandesa Bushmills, de licores; la francesa Fer à cheval de jabones; la suiza Gallet de relojes; las austríacas Lodenwalker de textil y Swarowski de vidrio labrado; y la checa Olomoucké tvarůžky, de quesos.

Hitos en la historia de la destilería

Narran las crónicas que la fábrica, que se encontraba junto a la plaza principal, se libró en 1697 del incendio que devastó media ciudad, y que fueron los propios habitantes quienes lucharon contra el fuego e impidieron que arruinara el establecimiento.

El negocio tuvo sus altibajos, siendo las guerras momentos de prosperidad al convertirse el alcohol en elemento indispensable en la dieta militar, como sucedió en las dos guerras mundiales del siglo XX, que dispararon las ventas de la destilería, explica el director de fabricación, Michal Šoman.

Con Alena Křížková, delante de los alambiques de destilaciónA mediados de ese siglo fue confiscada por el Estado comunista y trasladada fuera del centro histórico, para ser de nuevo privatizada en 1992, con la visión de preservar el legado histórico de las recetas y los modos de producción originales.

Y todo ello sin revelar el secreto de la producción de estos licores, sólo conocido por tres personas en “U Zeleného Stromu”, entre ellos Alenka Křížková.

“Para mí, el momento más interesante es el olor de las hierbas que despide el destilado, por el que puedo saber si el proceso ha salido bien”, cuenta Krizkova, que empezó como aprendiz en los años 60.

Křížková sigue con atención el proceso de maceración y destilación en viejos alambiques, experimentando con nuevas variedades en ediciones limitadas, o dejando madurar en inmensos toneles de roble francés las preciadas marcas, en un sector donde han irrumpido modernas técnicas que hace que las viejas instalaciones ya casi no se vean.

Entre esas marcas destacan los güisqui de centeno “Stará Myslivecká” y “Prostějovská Starorežná”, o los vodka “Hanácká vodka” y “Blend 42″, buques insignia de la empresa.

Hoy el plan es invertir unos 4 millones de euros en un almacén automatizado, en la modernización de las líneas de llenado y la adecuación de la zona administrativa a las nuevos tiempos.

Eso si, manteniendo un equilibrio entre lo viejo y lo nuevo, con “una zona histórica y una moderna para acoger visitas”, afirma el director.

Actualmente, la destilería “U Zeleného Stromu” produce 108.000 hectolitros de producto al año, con tres líneas de llenado, la principal con capacidad desde 72.000 hasta 80.000 botellas por turno de 7,5 horas, mientras que las otras, para producto de menor volumen, llenan entre 15.000 hasta 18.000 botellas por turno.

La entidad da empleo a 60 personas -hace un lustro tenía el doble de personal, cifra que cayó por la automatización de las líneas de llenado- y es la segunda empresa del sector en el país centroeuropeo, después de Stock.

Sus ventas al extranjero son en su mayoría de absenta, y esto a países como Australia, Canadá y México, si bien la entidad exporta toda la gama a Eslovaquia, principal mercado de exportación, y que hace que el sector exterior represente el 25% del volumen total.

12. 12. 2018

Coméntalo: